Bretaña, Primera parte (Bonus)

Bretaña

Esta vez hemos viajado a las increíbles tierras de Bretaña. Sin embargo, como el destino elegido se encontraba lejos, decidimos descansar en la mitad del viaje, concretamente, en la ciudad de La Rochelle.

IMG_20150821_154942  IMG_20150821_155714IMG_20150821_160707

4 de Agosto. La Rochelle. Casas blancas. Un mar azul. Barcos blancos y, por suerte un cielo azul. La Rochelle es una ciudad fortificada dentro de una fortaleza. De todas formas no vamos a profundizar en la descripción de La Rochelle porque esta vez no es más que parte de nuestro viaje y no, la protagonista. Así que, he aquí, Bretaña.

IMG_20150821_155349   IMG_20150821_154335IMG_20150821_160009

Bretaña. ”Je suis Breton, pas Français”. Esas fueron las primeras palabras que escuchamos salir de un Bretón.

5 de Agosto. Vannes fue la ciudad que nos dio la bienvenida a Bretaña. Una vez más, parte de la ciudad estaba fortificada pero la hacía peculiar. Sin embargo,  lo que realmente nos sorprendió fueron sus casas, que nos hicieron sentir como en un verdadero cuento de hadas. Algunas casas eran coloridas, otras estaban inclinadas, eran fantásticas. Así pues,  después de darnos este regalo a los ojos, nos dimos uno al paladar. Y que mejor forma de hacerlo en Bretaña que comiendo una de sus características crepes.

IMG_20150821_172024IMG_20150821_171159    IMG_20150821_171159    IMG_20150821_171159IMG_20150821_171159

La crepe bretona se diferencia de la del resto de Francia en su preparación: se prepara con mantequilla salada bretona y azúcar, y se sirve abierta en el plato. Yo, Lide, insistí en comer la crepe con Nutella. Jon no quería, pero al final, no le puse ningún inconveniente, en sus  palabras: una deliciosa e inolvidable crepe.

IMG_20150821_164744IMG_20150821_171724   IMG_20150821_171453   IMG_20150821_170901IMG_20150821_172521

5 de Agosto: una jornada sin descanso. Carnac. Piedras y rocas, rocas y piedras. Menhires, dolmens, cromlechs, túmulos e hitos neolíticos. El alboroto de gente fue sustituido por el silencio de las piedras, cuyo origen e historia es aún desconocido. Sin embargo, la mayoría cree que tenían algún tipo de significado religioso. Sacamos fotos y más fotos, casi tantas como rocas había.

IMG_20150821_173643 IMG_20150821_173230 IMG_20150821_173452 IMG_20150821_173028

Por la tarde visitamos Saint Lorient con la intención de visitar el festival intercéltico, donde celtas de todo el mundo se reúnen. Sin embargo, llegamos un día antes y no pudimos disfrutar del festival.

IMG_20150821_174119 IMG_20150821_174306 IMG_20150821_180246 IMG_20150821_174447

Más tarde fuimos a la pequeña Le Pouldu. En esta pequeña villa costera Gauguin se inspiró para pintar sus obras. Y es que el entramado de acantilados y playas que este lugar ofrece al visitante sirvió de inspiración a toda una escuela artística. Así mismo, nosotros nos sumimos en un estado de extraña tranquilidad, sumergidos en el paisaje de la pequeña villa.

IMG_20150821_175526 IMG_20150821_175126 IMG_20150821_174908 IMG_20150821_175835

Continuará…

Category: Viajar
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed.Both comments and pings are currently closed.

Comments are closed.