Como viajar a Lisboa con Diabetes

Lisboa para mí es una de las ciudades más bonitas de Europa. Las preciosas vistas que podrás contemplar desde sus numerosos miradores, sus incontables rincones, sus cuestas, sus tranvías, la cordialidad de sus habitantes, sus calles empedradas de adoquines blancos y negros así como esa decadencia que la caracteriza, hacen de esta ciudad un lugar mágico que nunca podrás olvidar.

10389620_920425444675685_2356870713253297910_nSi vas a viajar a Lisboa y tienes diabetes no dudes en leer estos consejos:

  1. Siempre debemos llevar con nosotros el Kit del viajero diabético que consta:
  •  Del certificado médico en inglés y en español que te acredita como persona diabética, el tipo de diabetes que tienes y la medicación que utilizas
  •  Una pulsera o un colgante que te identifique como diabético en caso de  pérdida de consciencia
  •  La insulina o la medicación que utilices para tu diabetes, las agujas para la insulina, las lancetas, el glucómetro, las tiras para medir la glucemia y el glucagon. Y todo esto siempre lo tienes que llevar por duplicado porque es mejor que te sobre a que te falte
  •  Azucarillos y geles de glucosa en caso de hipoglucemias y algún tipo de hidrato de carbono como galletas o barritas energéticas para mantener la glucosa
  •  Bolsas térmicas para transportar la insulina. La insulina siempre debe ser transportada a una temperatura entre 4 y 8ºC. Nunca se puede congelar ni sobrepasar temperaturas de menos de 2ºC ni más de 30ºC porque se degradaría y no se podría utilizar

 

producto+revolucionario+en+el+transporte+de+la+insulina+buenos+aires+capital+federal+argentina__6DF2F5_1

  1. Transporte de la insulina. Si vas a viajar en avión, la insulina debe ir contigo en cabina porque si la facturas la insulina se te congelará y quedará inutilizada ya que en la bodega del avión las temperaturas son de 0ºC. En el caso de que viajes en autobús la insulina también debe ir contigo porque si la dejas en la bodega puede calentarse y alcanzar temperaturas de más de 30ºC y volvería a quedar inutilizada. Y si viajas en tren no hay ningún problema, es el medio más seguro para transportar la insulina ya que los trenes suelen estar aclimatados.
  2. Aduanas. No tendréis ningún problema al cruzarlas siempre que llevéis vuestro certificado médico donde consta la medicación que utilizáis
  3. Planificación y organización del viaje. Somos diabéticos no podemos ir por el mundo a la aventura o nos arriesgamos a un descontrol de la enfermedad. Debemos saber que países vamos a visitar, las vacunas necesarias, contratar un buen seguro de viajes y seguir manteniendo nuestra alimentación equilibrada. Has de saber que en todos los países siempre encontrarás fruta, verdura, hidratos de carbono, lácteos y proteínas para que puedas adaptar tu alimentación a la diabetes.
  4. Lisboa pertenece a la Unión Europea por lo tanto puedes viajar con la tarjeta sanitaria europea o contratar un seguro privado.
  5. Durante tu viaje hazte más controles, los cambios en nuestra rutina pueden producir alteraciones en nuestras glucemias por lo tanto es recomendable que hagamos más controles para ir verificando que nuestros niveles de glucosa están en los rangos correctos.
  6. Camina siempre que tengas la oportunidad, evita ir siempre en transporte publico y pon a ejercitar tus piernas, a tu Diabetes le sentará genial el caminar.
  7. Adapta tu dieta al país que visites. En Lisboa la comida es bastante similar a la de España.

IMPRESCINDIBLES PARA VISITAR EN LISBOA

El centro urbano de Lisboa que es conocido como La Baixa es una zona comercial y de hostelería, comienza en la Plaza del Rossio y Restauradores.

11025201_920426164675613_3276447091340858298_n

Allí encontraréis la Rua Augusta que es la calle principal de La Baixa y la más comercial, caminando por ella llegaréis al Arco Triunfal que da acceso a la Plaza del Comercio y al río Tajo.  Esta plaza es una preciosa explanada abierta al río  y está rodeada por edificios con fachadas amarillas que le dan un toque característico.

plaza-comercioTampoco os podéis perder que es la catedral romántica de Lisboa con más de 800 años de historia y caminando hacia arriba llegaréis al Castillo de San Jorge, que ofrece unas extraordinarias vistas de Lisboa desde lo alto.

Otro imprescindible de Lisboa es el barrio de Belém que está situado junto al río Tajo al extremo oeste de Lisboa, en este barrio encontraremos la Torre de Belém que en el pasado sirvió como centro de recaudación de impuestos para poder entrar a la ciudad.

11027974_920911004627129_6026084480636965654_nY en elevadores tenéis El Elevador de Santa Justa que da acceso al Chiado y al Barrio Alto, este elevador es una de las principales atracciones turísticas más populares de la zona y te ofrece una vistas preciosas de la ciudad. En El Chiado encontraremos la famosa estatua del poeta Fernando Pessoa y el Barrio Alto se caracteriza por sus calles estrechas abarrotadas de pequeños bares y restaurantes.

Lisboa es para perderse callejeando, no es una ciudad muy grande y en un par de días te la puedes recorrer entera. y si estás en Lisboa no puedes perderte el subirte en uno de sus numerosos tranvías y disfrutar de las vistas que ofrece la ciudad mientras el tranvía te transporta.

Tram-28_2

Category: Viajar
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed.Both comments and pings are currently closed.

Comments are closed.