Turismo en bicicleta

La gente de Montecristi y aquella que la visite por turismo, tiene la posibilidad de recorrer en bicicleta los senderos más saludables y atractivos de esta ciudad, próximamente bicentenaria, cuna de la Revolución Liberal ecuatoriana y del afamado sombrero fino de paja toquilla.

La Dirección Municipal de Turismo ha rescatado algunas bicicletas propiedad de la Administración cantonal y las ha rehabilitado para ponerlas a disposición del público, especialmente en los fines de semana y días feriados.

Esta medida tiene el objetivo de incentivar el uso de vehículos menos contaminantes y, a la vez, fomentar el turismo en los lugares que por su belleza natural o por sus connotaciones históricas o productivas atraen a la gente.

Como muchos conocen, Montecristi es el lugar de nacimiento y formación de Eloy Alfaro Delgado, líder de la Revolución Liberal que lo hizo dos veces presidente del Ecuador, función desde la que abolió la esclavitud, implantó el laicismo, construyó el ferrocarril que unió Costa y Sierra, además de muchos otros adelantos de finales del siglo 19 y principios del 20.

En su memoria se levantó el Centro Cívico Ciudad Alfaro en la falda del Cerro Montecristi, donde se encuentra el mausoleo con parte de las cenizas del expresidente, así como el salón donde la Asamblea Nacional Constituyente de 2008 aprobó la Constitución Política ecuatoriana que está vigente.

Más allá de Alfaro y su legado, en Montecristi se halla el origen y la tradición del tejido artesanal de fibra de toquilla, de la que se hace el finísimo y célebre sombrero que cabe en una minúscula caja de palo de balsa. Tejido que la Unesco declaró “Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad”.

Esa vocación artesanal ha convertido a Montecristi en un gran centro de producción y comercialización de diversos artículos utilitarios y decorativos, no solamente de paja toquilla. Los hay de tagua o marfil vegetal, de mimbre o bejuco, de fibras sintéticas, de madera y de metal.

Mención aparte merece la amplísima producción de artesanías que emulan a las piezas que hace miles de años elaboraban los aborígenes de estas tierras tropicales. Son las figurillas de barro cocido producidas en la Parroquia La Pila, donde también se hacen figuras colosales utilizando la misma técnica y materia prima.

O sea que los ciclistas pueden deambular por múltiples lugares del territorio cantonal y en cada uno hallar suficientes atractivos que justifican el esfuerzo de pedalear. A la postre, un paseo saludable y muy placentero.

Las bicicletas ya están disponibles en la primera terraza del Paseo Lúdico, que comunica el centro de la ciudad con el Centro Cívico Ciudad Alfaro.

La Administración municipal ha anunciado que próximamente se habilitará el “Sendero Centinela”, cuya extensión es de dos kilómetros desde El Centinela hasta la comuna de Toalla Chica.

Información estructurada con aportes de un boletín de prensa firmado por la periodista Sofía Paredes Rivera, directora de comunicación social del GAD cantonal de Montecristi.

MANTA, 14 de febrero de 2016.


 

Category: Lugares
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed.Both comments and pings are currently closed.

Comments are closed.